lunes, 27 de mayo de 2013

FRESONES CON KÉFIR





Una receta sencilla para presentaros un producto, que aunque no es nuevo si es un poco desconocido. 
Se trata del kéfir, un hongo milenario procedente del Caúcaso con múltiples beneficios para nuestra salud, especialmente para nuestro aparato digestivo y nuestro sistema inmunológico.
Hay cuatro tipos de kéfir, de leche, de agua, de té Kombucha y de frutas. Hoy os hablaré del de leche que es el que tengo.
La leche kefirada es un producto lácteo fermentado probiótico, en el que la leche fermenta debido a una reacción lacto-alcohólica, donde la lactosa de la leche se transforma en ácido láctico produciéndose anhídrido carbónico y alcohol. 
La palabra kéfir proviene de la palabra turca "keif" que significa sentirse bien..
Con unos mínimos cuidados nos va a durar toda la vida. 
Podemos tomarlo al natural, tiene una textura parecida a la del yogur líquido, tiene un punto ácido y picante debido al anhídrido carbónico, lo he probado con diferentes siropes de sabores, con miel, con sirope de arce, etc. También podemos hacer recetas con el, como el bizcocho de yogur sustituyendo éste por el kéfir. Cualquier receta que habitualmente hacemos con el yogur nos va a quedar igualmente bien.
Es difícil encontrar productos industriales con kéfir, pero si queremos hacerlo nosotros podemos comprarlo a través de la tienda on line de Comprar Kéfir su lema es: "Vendemos salud, cultivamos con amor" y en poco tiempo nos llegará a casa en una bolsita termosellada.
Para prepararlo abriremos la bolsita, la pondremos en un tarro de cristal con tapa hermética, añadiremos 1/2 litro de leche, cerraremos y dejaremos en un lugar oscuro, o que no le dé el sol y cada 24 horas lo colaremos. Volveremos a poner los gránulos de kéfir en el tarro y 1/2 litro de leche. Nos tomaremos la leche kefirada como prefiramos.
No deben usarse elementos metálicos en contacto con el kéfir, por lo tanto el colador será mejor de plástico o tela.
Y si nos vamos de vacaciones y por lo tanto vamos a estar varios días sin poder colarlo? No pasa nada. Limpiamos los gránulos y secamos bien, los ponemos en una bolsa de plástico y congelamos.
Para ampliar más información y leer sobre los diferentes tipos de kéfir podéis pasar por su web o su Facebook.


INGREDIENTES: (3 personas)

  • 1/2 kg. de fresones
  • 1/2 litro de leche kefirada
  • bebida de zumo de grosella sin alcohol


PREPARACIÓN:

Limpiamos bien los fresones, los troceamos y ponemos en un bol.
Mezclamos la leche kefirada con un buen chorro de bebida de grosella, probamos de sabor para añadir más cantidad si nos parece necesario.
Vertemos la mezcla sobre los fresones y dejamos reposar un par de horas antes de comerlos.
Una receta fácil y sana, apta para celíacos siempre y cuando la bebida de grosella o el sirope  que le añadimos no contenga gluten. También podría suprimirse esta bebida y añadir miel.
Hoy es el Día Nacional del Celíaco.


51 comentarios:

  1. Una estupenda, digestiva y saludable receta, que puede ser perfectamente apta para celíacos.

    En casa, siempre tenemos hongos para hacer Kéfir, y nos gusta mucho.

    Besotes y gracias por tu compresión siempre hacia el colectivo celiaco.

    Ana y Víctor.

    ResponderEliminar
  2. Nunca he probado kefir pero lo conozco de oídas, viendo la presentación que has hecho con los fresones estarían deliciosos ahora para el desayuno. Gracias por la información.
    Besos y feliz día.

    ResponderEliminar
  3. Nunca he probado el kefir.
    Esos fresones tienen una pinta estupenda.
    besitos

    ResponderEliminar
  4. HOla Ana!!!
    Qué postre, o merienda, o desayuno, más rico!!!
    Yo tube durante un tiempo el hongo del kèfir en casa. Al principio todo era novedad y maravillas, por sus propiedades tan beneficiosas para la salud, y por la originalidad de su producción. Después, pasada la novedad, a veces se me olvidaba y pasaban dos o tres dias sin cambiarle la leche...
    Al final, pobrecito, creo que se estropeó.
    Pero reconozco que está muy rico y que se pueden preparar infinidad de recetas con él.
    U beso y feliz lunes.

    ResponderEliminar
  5. yo tampoco he probado nunca el kefir. He leído mucho acerca de lo buenísimo que es para la salud, debe ser uno de esos alimentos a tener muy en cuenta

    ResponderEliminar
  6. Fa molt temps que no menjo kefir, ara. I mira que tinc el bitxo i tot! Però el vaig congelar per excés de producció... he he he. potser ja li toca despertar! I fer-lo servir amb les maduixes, que bo! Petons, Ana.

    ResponderEliminar
  7. Me encanta el Kéfir, en casa lo tomamos mucho

    ResponderEliminar
  8. nunca he probado el kefir y ya he visto varias recetas con este ingrediente, asi q tendre q animarme a hacerlo si o si.
    saludos

    ResponderEliminar
  9. qué saludable!!! me gustan mucho la idea ;)

    ResponderEliminar
  10. ¿Me querrás creer que nunca he usado kefir en mi cocina? Se ve delicioso éste postre de fresones....

    ResponderEliminar
  11. Pues nunca he probado así las fresas, ya estoy tardando, jejeje.
    Tos bizcobolas te han quedado fantásticas, te felicito!!
    Un besazo y buena semana.

    ResponderEliminar
  12. Jamás lo he probado, lo conozco de oidas pero nunca lo he comprado ni usado en nada, la verdad es que se ve rico, igual me animo. Besos

    ResponderEliminar
  13. Fijate que siempre intenté encontrarlo para mis experimentos ..jejeje pero nunca habia manera , apunto la web .Las fresas se ven buenisimas además un postre sanisimo . besos y buena semana MARIMI

    ResponderEliminar
  14. Hola Ana, mi madre tiene kefiry lo toma cada día...yo lo encuentro un poco acido.Con fresas seguro que esta rico, la verdad que se ve muy bien.
    Lo que no sabía era que se podía comprar, a ella se lo dieron hace años y aún le dura.

    Besos guapa.

    ResponderEliminar
  15. Una cosa más que tengo que probar, me han dicho que parece un poco ácido, pero supongo que todo es acostumbrarse porque sano desde luego lo es y mucho.
    Besos

    ResponderEliminar
  16. Que rico, yo lo tengo y lo cultivo desde hace ya varios años y todos los dias lo tomo.

    ResponderEliminar
  17. Pues me ha interesado mucho la información porque me gusta hacer yogur en casa y el kefir también me gusta. Tomo nota.
    No sabía que los celiacos tenían su día, ya ves... Recuerdo lo que sufrió una amiga cuando a su hija le detectaron la alergia al gluten y la tarde que estuve en su casa trabajando con la harina para celiacos para conseguir unas magdalenas apropiadas para la niña... Un problema que se va resolviendo porque la sociedad cada vez es más sensible a las intolerancias alimentarias y hacen más productos y mejores.
    Me voy a Londres Ana, no sé cuando volveré, pero te lo digo porque no pasa nada "grave".
    De todas formas hay internet en todas partes y entraré a veros, esto es un vicio, y un placer, jeje!...
    Besos.

    ResponderEliminar
  18. Yo no conozco el Kefir, sí que he leido pero no me imagino a qué puede saber. La foto con tus fresas desde luego está muy apetitosa y yo que las como con yogur o simplemente solas, seguro que me gusta.
    Besos!!!

    ResponderEliminar
  19. Ana, siempre con propuestas nuevas, si nos va a hacer sentir bien ya mismo me lo estoy apuntando...

    Abrazos y buena semana!!!!

    ResponderEliminar
  20. no lo he probado nunca el kefir.Esta combinación esta muy bien
    buena semana
    beso

    ResponderEliminar
  21. Si te digo la verdad, este producto es totalmente desconocido para mi, bueno ahora ya no, gracias por presentarmelo. Esas fresitas hay que probarla niña !!!

    Bss
    Afri

    ResponderEliminar
  22. Pues Ana el postre se ve bien rico la verdad, y eso que no he probado nunca el kefir ;)

    besinesss

    ResponderEliminar
  23. Menudo postre, que pinta mas rica! EL kefir lo he visto en yogur ya hecho pero asi como nos muestras no, es curiosisimo!!!
    Besinessss

    ResponderEliminar
  24. Es una idea estupenda, y las bizcobolas me han enamorado¡ Que tengas una feliz semana, besiños¡

    ResponderEliminar
  25. Es cierto, yo cada día tomo kefir, y me siento mucho mejor desde entonces. Tengo hernia de hiato y es curioso, que desde que lo consumo, no tengo tantos problemas como antes.
    Con fresas está ideal, de hecho cualquier cosa que se le añada, lo hace más sabroso.
    Gracias por el enlace. Por si te interesa, yo soy donante de kefir, así que si alguien está interesado, me lo puede pedir.
    Un beso

    ResponderEliminar
  26. Ana esas fresas te han quedado de lujo, yo lo utilizo mucho, sobre todo en bizcochos y helados, a mi me regalaron el hongo y le voy poniendo la leche, hace muchos años lo tuve y al final se me perdió este me lo llevo con migo a donde voy jajajajjaajaj. Besitossss.

    ResponderEliminar
  27. Que buenas tus fresas.
    Me ha sorprendido que vendan los nódulos porque siempre escuche que se regalaban para regalar salud. Una pena porque yo siempre valore mucho por ese gesto altruista y su misterio. La verdad por el lácteo y el alcohol que lleva le utilizo muy poco... pero me gusta el sabor natural en salsas, pan...
    Un saludito

    ResponderEliminar
  28. Jo el vaig provar a Turquia..té moltes qualitats saludables. Bona idea aquest post.

    ResponderEliminar
  29. Mira que me gusta lo que me propones hoy...a mi es que los fresones me enloquecen...delicioso el plato...!!!
    Besos

    ResponderEliminar
  30. Nunca he probado el Kéfir pero por lo poco que sé es bastante saludable y está muy rico, la receta te ha quedado muy rica, besitos guapa

    ResponderEliminar
  31. Nunca he probado el Kéfir pero por lo poco que sé es bastante saludable y está muy rico, la receta te ha quedado muy rica, besitos guapa

    ResponderEliminar
  32. Yo pensaba que el kefir es primo hermano del yogur, desde luego el origen es muy similar... Las fresas con yogur me gustan, así que supongo que con su primo también... Un besote.

    ResponderEliminar
  33. No te acostarás, sin saber una cosa más !!!

    La verdad, he oido hablar de él, pero nunca lo he probado

    Besotes

    ResponderEliminar
  34. No conocia este riquisimo y refrescante postre

    ResponderEliminar
  35. Yo tampoco he probado el kefir, pero todo es ponerse porque desde luego el postre tiene una pinta riquisima.
    Besos. Lola

    ResponderEliminar
  36. Muy original no conocía estos producto, otra cosa mas que aprendo, besos

    ResponderEliminar
  37. Que receta más sana y rica, me gustan las fresas.

    ResponderEliminar
  38. Ana, creo que te lo han dicho todo sobre el plato que has preparado, yo solo te digo que cuando lo vuelvas a hacer mi invites..........saludos paco

    ResponderEliminar
  39. No he probado el kefir pero si es parecido al yogur segur que me gustará además de las buenas propiedades que tiene. El postre se ve delicioso.Besos.

    ResponderEliminar
  40. No he probado nunca el kéfir, pero las fresas con yogur están deliciosas, así que seguro que con el kéfir, que tiene un sabor similar, también lo estarán.
    Un besote.

    ResponderEliminar
  41. NO LO CONOCIA PERO TODOS LOS DIAS CONOCES ALGO NUEVO. SE VE DELICIOSO.BSSSS

    ResponderEliminar
  42. Une salade bien fraîche. Délicieuse.J'aime beaucoup.
    A bientôt

    ResponderEliminar
  43. Hace años que una amiga tiene Kéfir y lo sigue manteniendo :-) Seguro que estos fresones están buenísimos, porque los lácteos le van de maravilla, y lo más importante: lo sanos que son.

    Un besín.

    ResponderEliminar
  44. He oído mucho hablar del kefir y ahora veo que es mas asequible y lo venden en muchos sitios. tengo que probarlo.
    Saludos

    ResponderEliminar
  45. No conocía este productos y me parece muy interesante y muy recomendable, y este postre te ha quedado maravilloso, ya me tomaría yo una copita de estas, besos y feliz semana
    Sofía

    ResponderEliminar
  46. Hola Ana yo lo tuve en casa una temporada grande y hacia muchos yogures al final nos cansamos y se lo di a una amiga mia pero viendo esto creo que le voy a pedir un poco jajja se ve delicioso
    !!!! un besin !!!!
    el toque de belen

    ResponderEliminar
  47. Lo mismo que Sofia, no lo conozco pero pinta estupendo,hayyyy siempre aprendo mucho de vosotras. Besos cielo

    ResponderEliminar
  48. Hola Ana guapa, adoro, adoro las fresas, qué postre tan exquisito, es que todo lo que haces es genial y sabes que me encanta!! Qué deliciaaaaaa!
    Un beos grande grande y feliz semana

    ResponderEliminar
  49. Adoro el kéfir. Hace rato no lo compro, pero tengo como están las fresas y con la pinta de esta receta, más me vale que la pruebe.
    Muchos besos,
    Vero

    ResponderEliminar
  50. Hola Ana, la verdad es que yo si que conozco el kéfir y sus propiedades pero nunca me he atrevido a comprarlo, pero para todo hay una primera vez, un beso de la dulce Ali

    ResponderEliminar
  51. Hola Ana yo lo tenia en casa y me gustaba mucho con miel o mermelada, al final deje de tomarlo y se me estropeo, queria hacerme otra vez von el, ¿donde lo compraste? ¿en algun super? por que veo que con fresas pinta estupendo un saludo

    ResponderEliminar